La visión de la Comisión europea para modernizar la OMC

0

Los tiempos están cambiando y las instituciones deben adecuarse, más aún cuando una institución como la Organización Mundial del Comercio supervisa su cumplimiento. Las normas obtenidas en sendas negociaciones han contribuido a una notable paz mundial. No obstante, el desarrollo de nuevas normas sobre el comercio no se ha producido en sintonía con los cambios económicos, políticos y tecnológicos. Se percibe una cierta desigualdad por tratamientos empresariales que deben mejor regulados.

La OMC está cada vez más sobrecargada por la rigidez de los procedimientos y los conflictos de interés entre los países, si unimos a ello, los litigios comerciales ante los nuevos miembros del Órgano de Apelación de la OMC. Conviene reparar la situación.

La Comisión europea, dispuesta a contribuir en la corrección de esta situación, ha propuesto un documento referido a la reforma de la Organización Mundial del Comercio (OMC), documento que presentará a los socios de la UE en Ginebra el 20 de septiembre durante una reunión sobre este asunto convocada por Canadá.

La comisaria de Comercio de la UE, Cecilia Malmström, ha declarado: «A pesar de su éxito, la Organización Mundial del Comercio no ha sido capaz de adaptarse lo suficiente a una economía mundial rápidamente cambiante. El mundo ha cambiado, la OMC no. Es hora de actuar para hacer que el sistema sea capaz de hacer frente a los desafíos de la economía mundial actual y de trabajar de nuevo para todos. Y la UE debe desempeñar un papel protagonista en ello.».

La UE sigue siendo una firme defensora del sistema multilateral de comercio. Por este motivo, el Consejo Europeo de los días 28 y 29 de junio de 2018 dio a la Comisión Europea un mandato para proseguir la modernización de la OMC con objeto de adaptarla a un mundo cambiante y reforzar su eficacia.

Photos from the WTO Public Forum 2017. Photos: © WTO/Jay Louvion

Sin perjuicio de la posición definitiva de la UE sobre estas cuestiones, las ideas se refieren a tres ámbitos clave:

  • la actualización del código normativo sobre el comercio internacional para tener en cuenta la economía mundial de hoy en día;
  • el refuerzo de la función de supervisión de la OMC;
  • la superación del inminente estancamiento del sistema de solución de diferencias de la OMC.

Este trabajo la UE los está coordinando con otros socios de la OMC: con los Estados Unidos y Japón, en el marco de los debates trilaterales; con China, en el grupo de trabajo específico creado durante la última Cumbre UE-China; con otros socios, muy recientemente en la reunión de los Ministros de Comercio del G-20. La UE seguirá analizando estas primeras ideas con diferentes socios de la OMC en las próximas semanas, a fin de preparar propuestas concretas para la OMC. El Parlamento Europeo y el Consejo participarán plenamente en dichos debates.

Foto portada: Photos from the WTO Public Forum 2017. Photos: © WTO/Jay Louvion

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here