Antonio Tajani en el Comité de Regiones

0
226

Italia, muchas veces se destaca por las declaraciones altisonantes de sus políticos, a su turno de gobierno, cada uno ha dicho cosas desagradables sobre la Unión europea, una construcción comunitaria, que ha traído sólo paz al continente, desarrollo, productividad convirtiéndola en el área más próspera del mundo.

No obstante ser una área privilegiada en ambito social y económico, por señalar algunas características, no todos los países han sabido aprovechar los beneficios puestos a disposición, muchas veces por desconocimiento. Es el caso de los fondos estructurales puestos a disposición del sur de Italia, los cuales han sido desatendidos, vencido el plazo, pasaron a disposición de España, quien proyecto a la mano y 50% de presupuesto a disposición, le han significado la construcción de infraestructura y desarrollo.

Recientemente, un político europeo recordaba el siglo pasado. De las dos partes del siglo, se quedaba con la segunda parte, desde 1950 hasta el 2000. En la primera parte del siglo predominaron los nacionalismos y sobre todo, Italia, vivía en el más grande caos político con una pobreza imperante.

Por ello, cabe destacar las palabras del presidente Antonio Tajani, también italiano, quien en su calidad de Presidente del Parlamento europeo, y, convencido europeista declara que su prioridad es “acercar las instituciones europeas a sus pueblos”.

Ha organizado una serie de reuniones a puerta abierta sobre el “Futuro de Europa” ya que discutir sobre “el proyecto europeo sigue siendo una prioridad. El compromiso de defender nuestros valores comunes se mantiene firme: democracia liberal, dignidad de la persona, libertad individual. Una Europa a defender, que debe ser capaz de cambiar.”

Han pasado más de 60 años y la Unión europea requiere una modernización, las condiciones han cambiado, una cosa es cambiar, evaluando posiciones, otra, es destruir como se escucha con términos amenazantes a los nuevos populistas, jóvenes sin estudios ni experiencia laboral, es el caso de Luigi Di Maio, joven napolitano, ahora Ministro de Desarrollo económico de Italia. En julio propuso asumir 200 funcionarios de alto nivel para el Ministerio que dirige y acaba de proponer, en el programa económico de gobierno ya rechazado por la Unión europea, un “sueldo de ciudadanía” de €750 para quien no tiene trabajo. El endeudamiento de Italia es superior a 130%, su situación se acerca a la de Grecia. El joven Ministro quiere dar satisfacciones a sus electores, como es joven, tiene 40 años para ser político rentado por el Estado y continuar a inventar. Ha declarado la guerra a la Unión europea, amenaza con desaparecerla en las próximas elecciones de mayo 2019.

Para el presidente Tajani, en cambio, la visión de cambio va dirigida “a la globalización y la revolución digital.” Considera que el cambio debe venir “primero desde dentro, y es deber de todas las instituciones europeas promoverlo, escuchando a sus ciudadanos y partiendo de sus opiniones.”

European Week of Regions and Cities 2018. Committee of the Regions 131th Plenary Session.Debate on the State of the Union – The view of Regions and Cities

Reconociendo el trabajo precursor realizado por el Comité de las Regiones, que ha permitido “que decenas de miles de personas participen en el debate sobre el futuro de Europa.” reuniendo opiniones y sugerencias sobre lo que los ciudadanos esperan de la Unión……. piden más acciones europeas en la lucha contra el terrorismo, la lucha contra el desempleo, la migración, la economía, el empleo, la lucha contra el cambio climático y la protección del medio ambiente.”

Por lo que propone un primer cambio, “tener un presupuesto político, con recursos adecuados que reflejen las prioridades de los europeos. El Parlamento quiere un presupuesto con más recursos que no pesen sobre los ciudadanos, pero sobre quiénes hoy los impuestos no los pagan. El objetivo mínimo debe ser el 1,3% del PIB de la UE.”

Propone, seguir promoviendo la cohesión social y territorial, la agricultura competitiva, una industria innovadora y la lucha contra el desempleo juvenil…… se necesitan más recursos para la industria de defensa europea, la seguridad y el control de las fronteras y la gestión de los flujos migratorios, incluido un Plan Marshall para África. Un segundo cambio se refiere al Parlamento Europeo, que debe estar en el corazón de la vida democrática de la Unión.”

Se debe destacar el último resultado del Eurobarómetro,  muestra un aumento de la confianza de los ciudadanos en el Parlamento Europeo, en 50% desde que Tajani asumió el cargo de Presidente, a lo cual él señaló Estoy orgulloso de este resultado y del trabajo de mis colegas.”

Con relación al auge del populismo y del nacionalismo señaló “que su único interés es el interés propio, el consenso a corto plazo. Son la antítesis del espíritu de armonía, solidaridad y compromiso, encarnado por la Unión Europea.”

Concluyó señalando que las próximas elecciones del Parlamento Europeo “son una oportunidad para contrarrestar estas tendencias y dirigir el proyecto europeo…..Juntos debemos aprender a escuchar las causas de su malestar y encontrar soluciones efectivas……  luchar contra las oleadas de noticias falsas y campañas de desinformación que manipulan la realidad……desenmascarar a aquellos que incumplen con las responsabilidades y las fallas de la gestión política nacional fallida en Europa.  La democracia, el imperio de la ley, el bienestar son conquistas que deben ser defendidas continuamente.

No podemos darlo por sentado: la pérdida de las conquistas de la civilización está siempre a la vuelta de la esquina.”

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here