Trump encendió una llama

0
263

Una llama se encendió en Washington, una llama que en América Latina se ha encendido innumerables veces, algunas de ellas incitadas, incluso, por la Administración Norteamericana. En la actualidad, tenemos hombres, quienes no quieren dejar el poder: Nicaragua con Ortega quién quiere ser el eterno presidente, tenemos en Cuba a los hermanos Castro y su extensión en Díaz Canel, en Venezuela tenemos a Maduro, en Bolivia estaba por suceder con Morales. 

Las instituciones latinoamericanas no son tan sólidas como las norteamericanas, sin embargo una herida ha sido infligida a los Estados Unidos, a este gran país, casi Imperio, deberá ser tarea de Biden interpretar los motivos que han dado lugar a este fuerte movimiento que sigue a Trump a los cuales no se les ha proporcionado las respuestas que han solicitado.  Si en España, entró al Congreso Tejero con pistola en mano para dar un golpe frustrado, recordamos que luego habló el Rey Juan Carlos el cual, garantizó el camino a seguir. En Estados Unidos, la garantía es el ejercicio democrático apoyado y respetado por las instituciones y los ciudadanos. En América Latina, debemos apoyarnos en el mundo entero.

Por ello, una señal de tranquilidad ha sido la continuación de los trabajos en el Capitolio con la certificación del voto dando la victoria a Biden.

Biden se demoró en tomar el control de la situación, más de media hora, su reacción en su mensaje en directa por televisión fue asegurar al mundo que lo que veíamos en televisión “no era la América sino un grupo de extremistas”, aseguró que terminaría, solicitándoles a quienes entraron a Capitol Hill, el templo de la democracia norteamericana, que se vayan y dejen “el avance de la democracia”. Por otro lado, Biden solicitó a Trump que “hable por televisión” que “defienda la Constitución”.

Trump, habló por televisión, confirmó el robo de las elecciones, calificándolas de fraudulentas sin embargo solicitó a sus seguidores que “regresen a casa”, calificándolas de “personas especiales”, exhortando que “regresen a casa en paz”.

Una manifestante fue retirada herida por una arma de fuego, posteriormente se supo que había fallecido.

Mike Pence, el vicepresidente, aseguró la continuación del trabajo en el Capitolio así como confirmó la muerte de la manifestante. En sus palabras prevaleció la defensa de la democracia, no más partidismo pidiendo a Dios que les proteja.

El líder Trump, se ha hecho daño, ha hecho daño a su país porque ha abierto una insólita puerta de protesta que podrá repetirse, ¿será la única oportunidad?.

Esta división del país, debería ser breve, en realidad lo esperamos. Pues, volviendo a América latina donde el comportamiento de terceros países que, sin ser enemigos declarados aprovechan y buscan dar respuesta a sus intereses, sabemos que en las relaciones internacionales la guía son los intereses. En Venezuela está presente Cuba, Rusia, China, Irán, una parte de España, todos sacando provecho de las riquezas de Venezuela y bendiciendo la división del país dirigido por Maduro. En los Estados Unidos hay más que recursos naturales, está el liderazgo económico y político del mundo.