Una semana de olvidar. ¿El peruano no sabe trabajar? Por Isabel Recavarren

0

¿Se habría pensado que durante una semana en el Perú reinaría el caos y que podía hasta cambiar rumbo político? No. Un sufrimiento seguir la votación de los Congresistas votando por una lista presidida por una Mujer, muy importante, solo que su partido el Frente Amplio, genera más que un interrogante. Más aún cuando ella declarara que entre lo consensuado está el indulto a Antauro Humala.

El Perú tiene un Congreso con 130 miembros deseosos de lograr sus objetivos personales gracias al cargo público, que termina el próximo 28 de Julio. 

Es conveniente entender dónde está la economía en el Perú, no la tiene la clase media, las normas no facilitan la creación de ese ejercito de pequeñas y medianas empresas e incluso micro empresas formales que contribuirían a una paz social. El dinero, el botín se encuentra en el Estado y en todos los negocios alrededor del mismo basados en la corrupción. ¿podríamos decir que el peruano no sabe trabajar sino sólo robar? Habría que ver el entramado legal del sistema productivo peruano y entender por qué ese caudal de capacidad productiva de la sociedad peruana integra el ejercito de informales, gente con creatividad, que vive ganando al día pero que el Perú no lo considera un recurso. Para las leyes peruanas el recurso son los extranjeros y sus inversiones en los recursos naturales que son abundantes y en los negocios que pueden hacer alrededor de los mismos ¿los peruanos no saben trabajar? puede ser, ninguna acción real para canalizar la fuerza y creatividad surge de la peruanidad porque para el Perú y su clase dirigente, el peruano no es un recurso, a veces es un fastidio, se ve incluso en el sistema educativo. Bueno y de clase o de grupo para quienes estudian en ciertos colegios, caros e inaccesibles para tantos y los otros, la mayoría de los otros centros educativos, te llevan directo a la marginalidad o al ambulantazgo.

Hasta el lunes 9, el Presidente Martín Vizcarra, integró la plancha del renunciante presidente elegido Kuczinsky, él es un “brownie”, no es socio de ningún Club de Lima, no frecuenta la sociedad “de los poderes económicos fuertes”. Llegó a la presidencia luego de haber sido bastante marginado durante el corto gobierno Kuczinsky, tanto que fue nombrado embajador en Canadá, no obstante ser primer Vicepresidente. Cuando vuelve a Lima como Presidente, nadie tuvo acceso para hacer los “convenientes negocios” alrededor del Estado. Faltan ocho meses para un cambio de gobierno, es “ahora” el momento de sacarlo del cargo, es ya un poco tarde.

Vizcarra no es Candidato a la presidencia de abril 2021, no tiene partido, ha cometido actos de corrupción en su terruño, en Moquegua, algo habrá hecho seguramente en Lima pero con su gente traída de provincia. Le correspondía, luego de terminar su mandato, entregar la Banda presidencial al futuro presidente del Perú e iniciar su proceso por corrupción ante el Poder Judicial.

Sin embargo, el 9 de noviembre, el Congreso realiza la segunda Moción de Vacancia en su contra por el mismo motivo de Septiembre 2020, “Incapacidad moral permanente”. Si en septiembre la admisión de la moción de vacancia en su contra fue aprobada con 65 votos a favor, 36 en contra y 24 abstenciones. Para declarar la vacancia se necesitaba de una mayoría calificada correspondiente a dos tercios del total de 130 congresistas, es decir 87 votos a favor,​ la cual no se alcanzó en la votación realizada el 18 de setiembre de 2020, cuyo resultado fue de 32 votos a favor, 78 en contra y 15 abstenciones, con lo cual no se obtuvo los 87 votos requeridos para la declaración de incapacidad moral.

En esta oportunidad, el 9 de noviembre, fue declarado “incapaz moral permanentemente” con 105 votos de los 130 Congresistas.

Cumpliendo la Constitución, el encargo de asumir la Presidencia interina recayó en el presidente del Congreso, Manuel Merino, quien nombró al presidente del Consejo de Ministros Antero Flores-Araoz. 

De inmediato se conocieron los propósitos económicos de este Gobierno, algunos Congresistas tienen universidades privadas que han sido objetadas en su funcionamiento por la Superintendencia Nacional de Educación Superior Universitaria. Propósitos políticos como el indulto al asesino Antauro Humala o la petición de renuncia formulada por la Ministra de Justicia al Procurador de la República quien seguía la demanda presentada por el Gobierno Vizcarra ante el Tribunal Constitucional a fin que interpreten la figura de la “incapacidad moral permanente”. 

Los peruanos descubrieron la falta de escrúpulos del gobierno Merino, poniendo en duda el cumplimiento del calendario electoral. 

Los jóvenes, en todo el Perú, espontáneamente inician a marchar pacificamente en contra de este Gobierno, el cual  responde desvirtuando las intenciones y acusándoles de ser manipulados. La falta de estima y autonomía del peruano por buscar con una Marcha un cambio para la mayoría de la peruanidad era ajeno. Personalmente acompañé una de ellas y constaté que eran jóvenes que respondía a sí mismos o a su grupo de amigos. El gobierno ejerció mano dura hacia los mismos y pidió a los medios de comunicación no informar sobre las Marchas. Las denuncias contra el Gobierno se acumulan, aumentan.

La Policía asesina a dos jóvenes, Jack Brian Pintado Sánchez y Jordan Inti Sotelo Camargo, se sostiene que han sido “ajusticiados” pues recibieron la carga de perdigones en la parte superior del cuerpo. Ha sido abierta una investigación para acertar la muerte de los dos jóvenes, implicados tanto Merino como Flores-Araoz, el exministro del Interior Gastón Rodríguez; el director de la Policía Nacional, Orlando Velasco Mujica; el jefe de la Región Policial Lima, Jorge Luis Cayas; y “contra todos los que resulten responsables”.

El Gabinete Merino, ante la gravedad de los hechos renuncia, solo tres exponentes no renuncian, no hacen declaraciones, se niegan ha aceptar la evidencia: el Congresista Manuel Merino encargado de la Presidencia, el primer ministro Flores-Araoz y el Ministro de trabajo Juan Sheput.

El Congreso busca soluciones al problema generado por ellos ante la creciente protesta en las calles por la muerte de los jóvenes. Convienen que el encargo presidencial debería recaer en un Congresista que no haya votado por la vacancia.

El aún presidente Vizcarra, quien no ha renunciado, solicita al Tribunal Constitucional sesionar con carácter de urgencia para resolver la Demanda Competencial.

Esta petición obliga a los Congresista elegir rapidamente un Presidente encargado, se establece una lista única negociada con a la cabeza la representante del Frente Amplio Rocío Silva Santiesteban, quien se expuso al no cumplimiento a lo convenido por sus colegas Congresistas quienes le aseguraron el voto y la presidencia del Perú, la primera mujer en la presidencia, obtuvo 42 votos a favor, 25 abstenciones y 52 votos en contra, de este modo no se constituyó la Mesa Directiva, alejándole la posibilidad del encargo de la presidencia del Perú.

Se ha convocado para el lunes 16 de noviembre a las 14 horas la próxima votación de las listas que se presentarán la mañana del mismo día.

Si no lograrán elegir la Mesa Directiva, el Tribunal Constitucional podría decidir reponer a Martin Vizcarra en la presidencia anulando cuanto ha sido hecho en la semana entre el 9 de noviembre y el 16 de noviembre. Una semana de olvidar.