Los reguladores y los funcionarios de comercio de las economías miembros de APEC están sembrando las semillas para que las comunidades agrícolas entreguen más fácilmente una gama más amplia de alimentos seguros y competitivos en costos a los tres mil millones de consumidores de la región.

Los esfuerzos de APEC para mejorar el reconocimiento de los sistemas de inocuidad de los alimentos “equivalentes” en la región de Asia y el Pacífico se intensificaron durante las consultas técnicas en Lima, un enfoque que podría ayudar a reducir las barreras desproporcionadamente altas al comercio con el sector.

“Hay una oportunidad real en nuestra región para satisfacer la creciente demanda de alimentos al relajar los obstáculos estándar al comercio transfronterizo que enfrentan las empresas agrícolas y pesqueras, incluidos los pequeños productores locales”, explicó Victor Gabi, presidente del Subcomité de Normas y Conformidad.

“El trabajo en APEC para apoyar el reconocimiento de la equivalencia del sistema de inocuidad alimentaria apunta a facilitar el comercio al tiempo que garantiza salvaguardias contra las enfermedades transmitidas por los alimentos en nuestros sistemas regionales de comercio”, continuó Gabi, quien también trabaja en el Instituto Nacional de Estándares y Tecnología Industrial de Papua Nueva Guinea.

La colaboración en la región se enfoca en abordar estratégicamente los desafíos científicos, administrativos y de coordinación para establecer si los controles de alimentos de un sistema son equivalentes a los otros, de acuerdo con los estándares internacionales.

El objetivo es permitir a los reguladores de la industria proteger la producción de alimentos y las cadenas de suministro contra amenazas como E. choli, Hepatitis A y Salmonella sin la necesidad de duplicar los requisitos del proceso de importación y auditorías que pueden retrasar los envíos y aumentar los costos comerciales.

“Los sistemas de seguridad alimentaria pueden diseñarse y estructurarse de manera diferente en función de las condiciones locales únicas, pero aún así pueden lograr los mismos objetivos”, señaló Julio Chan, coordinador general de APEC para el Ministerio de Comercio Exterior y Turismo de Perú. Hizo las declaraciones al abrir el taller de APEC sobre facilitación del comercio mediante el reconocimiento de la equivalencia del sistema de inocuidad de los alimentos.

“Las autoridades en APEC están intercambiando herramientas de políticas y conocimientos para ayudarse mutuamente a evaluar la equivalencia del sistema de inocuidad de los alimentos. Los ajustes en el enfoque pueden marcar una gran diferencia, apoyando las decisiones que fortalecen las cadenas de suministro de la industria sin sacrificar la salud pública”, agregó Chan.

Esto incluye ir más allá del uso de comparaciones detalladas paralelas de medidas específicas de inspección y certificación a favor de un enfoque transparente de arriba hacia abajo que considere el diseño del sistema como un todo o partes relevantes del mismo.

“Los intentos de los reguladores para determinar la equivalencia entre los sistemas de seguridad alimentaria pueden verse rápidamente desbordados por la expansión de un enfoque ascendente, medida por medida”, dijo el  Bill Jolly, Director de Estrategia de Aseguramiento del Ministerio de Industrias Primarias de Nueva Zelanda.

“Es probable que las evaluaciones de equivalencia del sistema y los acuerdos de equivalencia asociados que mejoran la cooperación entre las autoridades competentes del mercado exportador e importador sean más eficientes y efectivas”, concluyó el Dr. Jolly. “En definitiva, se trata de poner el riesgo en perspectiva”.

Los funcionarios revisarán el progreso del trabajo en APEC para construir una cooperación de seguridad alimentaria y decidirán los próximos pasos cuando se reúnan en Port Moresby, Papúa Nueva Guinea, el próximo mes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here