Conferencia Sur – Sur PABA +40 en Argentina

0

Las denominadas nuevas modalidades de cooperación entre países en desarrollo, hoy llamadas Sur-Sur, tuvieron inicio a mediados de la década del 50, y tuvo como hito fundamental la reunión internacional realizada en Buenos Aires de la que este 2019 se cumple 40 años. Hace 40 años se adoptó el Plan de Acción de Buenos Aires (PABA), a través del cual -y por primera vez– los países en desarrollo definieron el camino a seguir en materia de cooperación técnica.

El PABA marcó el inicio de un nuevo modo en que los Estados, sobre la base de vínculos solidarios, sin condicionalidades y respetuosos de las prioridades e intereses nacionales, afrontarían los desafíos del desarrollo.

Un cambio internacional para Argentina, volvió a abrir sus puertas al mundo, luego de largos años de confrontación internacional sin resultados, exclusión de la economía internacional, volvió a ser protagonista siendo la sede de la conferencia internacional más importante sobre Cooperación Sur-Sur, luego de haber hospedado la reunión ministerial de la OMC en Buenos Aires en 2017 y la histórica cumbre del G20 que lideró el Presidente Macri a fines de 2018, todo esto ratifica su integración al mundo y su relación con todos los países en agendas que generan verdaderas oportunidades para un intercambio beneficioso.

Del 20 al 22 de marzo tuvo lugar en Buenos Aires la Segunda Conferencia de Alto Nivel de las Naciones Unidas sobre la Cooperación Sur-Sur, que contó con la presencia de cerca de 1500 participantes de los 193 estados miembros de la ONU, incluyendo cancilleres, ministros y hasta presidentes, además de autoridades de  organizaciones internacionales y regionales.

La cooperación técnica, hoy parte constitutiva de la Cooperación Sur-Sur, se basa en el intercambio de experiencias y la transferencia de conocimientos con el objetivo de complementar los esfuerzos nacionales en materia de desarrollo y fortalecer las capacidades de los Estados.

Argentina es uno de los países más activos en la Cooperación Sur-Sur, desarrolla más de 165 proyectos de cooperación con 40 países de América Latina, el Caribe, África y Asia en áreas diversas como, entre otras, agroindustria, biotecnología, salud, derechos humanos, medio ambiente y tecnología productiva.

La Conferencia, por lo tanto, ha sido una gran oportunidad para acordar un plan de trabajo y poner en marcha consensos acordados en el marco de la Agenda 2030, el Acuerdo de París y durante el G20 sobre:

  • alimentación sostenible
  • capacitación de recursos humanos
  • cambio tecnológico
  • sustentabilidad climática
  • equidad de género
  • finanzas para el desarrollo
  • negocios inclusivos

Durante la clausura de la Segunda Conferencia de Naciones Unidas sobre Cooperación Sur – Sur (PABA + 40), el Canciller Jorge Faurie señaló, “esta conferencia reflejó la vocación de encontrar acuerdos en esta materia (la cooperación) que le da resultados concretos a nuestra gente, a cada uno de nuestros pueblos”, puso resalto en “el clima de trabajo” que se dio “de manera armoniosa” entre las delegaciones, consideró que “la Cooperación Sur-Sur debe alcanzar un espíritu más dinámico……estamos viviendo un momento del mundo particularmente delicado. Todos los que están aquí presentes, el mundo de Naciones Unidas conoce las tensiones internacionales en las que vivimos y muchas de ellas provienen de los requerimientos de nuestros pueblos, que tienen demandas insatisfechas”, agregando “creo que todos aquí están con una convicción de que necesitamos del multilateralismo. Pero si aceptamos esto, tenemos que aceptar que hay que resignar a veces un poco de la posición de cada uno para encontrar el entendimiento……los consensos tenemos que traducirlos en beneficio de la gente y para que sean realmente concretos.”

La Cooperación Sur-Sur y la Cooperación Triangular, por el dinamismo que implica en las relaciones internacionales es “un componente insoslayable dentro de la política exterior y las relaciones exteriores: lo es hoy y lo seguirá siendo en cada uno de nuestros países” concluyó Jorge Faurie.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here