Consejo de Seguridad, Sesión 8452. Informe de Rosemary A. DiCarlo

0
132

A todas luces lo que rige en Venezuela es un régimen dictatorial. Lo explicó ayer en la Sesión del Consejo de Seguridad solicitada por Perú y otros países de las Naciones Unidas, Rosemary A. DiCarlo, Secretaria General Adjunta de Asuntos Políticos y de Consolidación de la Paz sobre la situación en Venezuela. Este es su informe:

“Honda preocupación ante una crisis prolongada en Venezuela, con graves incidencia en la población, con elevado índice de polarización politica, aumento de las necesidades en el país, consecuencia económica así como graves consecuencias en los derechos humanos.

La situación económica en el país se ha tornado aciaga, los esfuerzos repetidos para que las partes se sienten a una mesa de negociación no han producido acuerdos concretos.

El Secretario General, en repetidas ocasiones ha señalado la necesidad de que haya un proceso político creíble e incluyente que atienda los intereses del pueblo venezolano como elemento central.

La situación tiene dimensiones tanto políticas como económicos, la población se ve afectada de manera sistémica. Prácticamente todos los 30 millones de venezolanos se ven afectados por la hiperinflación, el colapso de los salarios, la carestía de alimentos, de medicamentos, el suministro básico, el deterioro de los servicios sanitarios y educativos, el deterioro de las infraestructuras básicas como el agua, la electricidad, el transporte y los servicios urbanos.

Reducciones drásticas en las capacidades productivas, en el sector agrícola, farmaceutico y otros, no han hecho sino agravar el problema de abasto.

La reducción en los precios del petróleo de los últimos años siguió en 2018,  con una reducción en medio millón de barriles por día, en comparación con 2017, con la consecuente disminución de ingresos.

El Fondo Monetario Internacional informó que la tasa de inflación llegó a 1,37 millones% el año pasado y previó que el PIB real del 2019 sería -18%.

De acuerdo con la FAO, entre 2015 y 2017 hubo 7,3 millones de persona infra-alimentadas en el país y la tasa de mortalidad infantil se duplicó en los últimos años. De acuerdo con cálculos de la ONU, hay tres millones de venezolanos que viven en el extranjero, 2,3 millones de venezolanos han abandonado el país desde 2015 trasladándose sobre todo a los países sudamericanos. 

En las elecciones parlamentarias de diciembre de 2015, la oposición ganó una gran mayoría de escaños en la Asamblea Nacional, seguidamente el Tribunal Supremo emitió que la Asamblea estaba en rebelión y que todas su medidas eran carentes de efecto jurídico. Después, se celebraron elecciones en 2018, en las que no participaron los partidos políticos de la oposición.

La Asamblea Constituyente Nacional se hizo con funciones del Legislativo y puso en marcha un proceso de reforma constitucional inconcluso a la fecha y que no reconoce a los partidos de la oposición.

Los intentos porque haya diálogo político arrancaron ya en mayo de 2016, iniciativa facilitada por tres expresidentes de República Dominicana, Panamá y España, bajo los auspicio de la Unión de las Naciones Sudamericanas. A pesar de algunos avances iniciales no se lograron resultados concretos, a través de esa iniciativa, suspendida a inicio de 2017.

A mediados de 2017, hubo esfuerzos por reanudar el diálogo y arrancaron las conversaciones formales en septiembre 2017 acogidas por la República Dominica y con apoyo internacional. Las conversaciones acabaron sin acuerdo en febrero de 2018.

Una de las principales cuestiones de discordancia fue el calendario electoral y las garantías para garantizar elecciones libres, transparentes y creíbles.

Seguidamente, el gobierno prosiguió con las elecciones presidenciales en mayo 2018, el presidente Nicolas Maduro fue declarado ganador frente a otros dos candidatos, la mayoría de la oposición no participó en los comicios ni reconoció los resultados.

Este 10 de enero, Nicolas Maduro, juró el cargo como presidente para un segundo mandato de seis años. El 23 de enero hubo grandes protestas de la oposición que aclamaron Juan Guaidó, que es el presidente de la Asamblea Nacional, indicando que él no reconocía a Nicolas Maduro ni a su gobierno, el se proclamó presidente provisional comprometiéndose a formar un gobierno de transición y convocar elecciones, las protestas fueron sobre todo pacíficas pero hubo casos de violencia.

El Secretario general ha señalado su preocupación por las víctimas entre los manifestantes y ha pedido una investigación libre y transparente sobre estos incidentes.

Según la Oficina del Alto Comisionado de Derechos Humanos de las Naciones Unidas, según fuentes locales creíbles, señalan que al menos 20 personas han muerto durante los disturbios, muchas más, han resultado heridos y detenidos, supuestamente en incidentes violentos.

La Alta Comisionada señaló ayer que cualquier incidente violento que  provocase muertes o heridos tiene que someterse a una investigación independiente e imparcial para dirimir si hubo uso excesivo de la fuerza por parte de las autoridades o si se han cometido crímenes a manos de grupos armados pro-gubernamentales o de otra índole.

Me preocupa sobremanera, dijo la Alta Comisionada, que la situación en Venezuela se vaya de control y tenga consecuencias catastróficas, la Alta Comisionada también resaltó que reviste importancia capital defender el derecho de la manifestación pacífica y abstenerse del uso desproporcionado, indiscriminado y excesivo de la fuerza.

En una declaración del 24 de enero el Secretario general recalcó lo apremiante de que todos los actores se comprometan para con un proceso de diálogo incluyente y creíble para hacer frente a la crisis prolongada en el país respetando completamente el estado de derecho y los derechos humanos, él ofreció sus buenos oficios para ayudar a resolver la crisis, la principal preocupación es el bienestar del pueblo venezolano y su capacidad de gozar de todos sus derechos.

La ONU ha venido ofreciendo asistencia en todas las cuestiones de alimentación y nutrición y el Secretario general pidió a la Organización internacional de las Migraciones, y al Alto Comisionado de Refugiados que crease un mecanismo para ayudar a los venezolanos que abandonan el país. La OIM y el ACNUR nombraron a señor Eduardo Steim, ex-vicepresidente de Guatemala, como representante conjunto para colaborar con los gobiernos regionales a fin de garantizar que existe el apoyo hacia estas personas.

Como ha señalado el Secretario general, en este momento crucial, es importante que todos los actores den  muestra de moderación para evitar la escalada de la violencia y enfrentamientos a visiones divergentes de lo que debe ser el futuro de Venezuela. Todos debemos guiarnos por la búsqueda del bienestar del pueblo venezolano y trabajar juntos para que se atienda plenamente sus necesidades y trabajar para impedir el empeoramiento de las tensiones y propiciar una solución política que permita que los ciudadanos gocen de la paz y prosperidad y todos sus derechos humanos.”

Rosemary A. DiCarlo, Secretaria General Adjunta de Asuntos Políticos y de Consolidación de la Paz sobre la situación en Venezuela

GALERÍA DE FOTOS

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here