El etiquetado de los neumáticos

0

El sistema de etiquetado de los neumáticos tiene por objeto reducir las emisiones de efecto invernadero y la contaminación acústica en el sector del transporte, así como mejorar la seguridad vial. Permitirá a los consumidores obtener información más pertinente y comparable sobre la eficiencia en términos de consumo de carburante, la seguridad y el ruido, así como tomar decisiones de compra rentables y respetuosas con el medio ambiente cuando adquieran neumáticos nuevos. Los neumáticos, debido principalmente a su resistencia a la rodadura, representan entre un 20 % y un 30 % del consumo de carburante de los vehículos. Por lo tanto, la reducción de su resistencia a la rodadura contribuye a disminuir las emisiones, al tiempo que permite a los consumidores ahorrar gracias a un menor consumo de carburante.

La Comisión propuso la revisión del Reglamento en mayo de 2018. El 13 de noviembre de 2019, el Parlamento Europeo y el Consejo alcanzaron un acuerdo provisional.

Pronto los consumidores estarán mejor informados a la hora de elegir nuevos neumáticos para sus coches. El Consejo ha adoptado un Reglamento sobre las nuevas normas relativas al etiquetado de los neumáticos en lo que respecta a parámetros como la eficiencia en términos de consumo de carburante, la adherencia en superficie mojada y el ruido. El Reglamento tiene como objetivo mejorar la visibilidad de las etiquetas y ofrecer a los consumidores más información para que puedan elegir neumáticos más seguros, más silenciosos y más eficientes en términos de consumo de carburante. El Reglamento está pendiente de ser adoptado formalmente por el Parlamento Europeo.

El Reglamento introduce una serie de cambios importantes respecto de las normas anteriores. Gracias a las nuevas normas de presentación y a la supresión de categorías de comportamiento no utilizadas en la escala, las etiquetas serán más visibles y más claras para los consumidores. Se añadirán iconos de adherencia en nieve y hielo y se actualizará el diseño de la etiqueta. Los neumáticos recauchutados, al igual que cualquier otra categoría, también se contemplan en el Reglamento. Los requisitos relativos a los neumáticos recauchutados se aplicarán una vez se cuente con un método de ensayo idóneo para medir los resultados de dichos neumáticos. El Reglamento también incluye disposiciones para añadir parámetros relativos al kilometraje y la abrasión cuando se disponga de métodos de ensayo adecuados. Se espera que esto contribuya a reducir la cantidad de microplásticos que llegan al medio ambiente debido a la abrasión de los neumáticosLos neumáticos para camiones y autobuses también tendrán que llevar la etiqueta en el futuro.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here