El Mercado del Café, el caso de Italia

0
1787

Son tres los países en el mundo que lideran la importación del café verde: Estados Unidos, Alemania e Italia. Asimismo, estos, son los principales exportadores mundiales de café tostado, Italia ocupa el segundo lugar.

A pesar de que ninguno produzca el producto natural, dirigen la industria mundial del café así como su consumo. La industria cafetera italiana,  a pesar de depender de las importaciones de la materia prima tiene en su territorio más de 900 empresas que generan empleos directos para 7.000 empleados, además, de un facturado industrial de cuatro mil millones de euros, de los cuales, mil millones por exportaciones, sólo en el 2021, siendo estos datos post-pandemia, se espera el retorno de las cifras pre-pandemia, que eran superiores.

La primera máquina para preparar rápidamente el café italiano,  el «caffè espresso», modalidad consolidada en el mundo por la mezcla de los granos tostados, la manera de prepararlo, beberlo en la «tazzina», nace en Turín, Italia, en 1884 gracias a la invención de Angelo Mariondo, esta máquina fue perfeccionada y presentada en la Exposición Universal de Milán de 1906. El MUMAC o Museo de las Máquinas del Café de la CIMBALI, empresa que produce máquinas para preparar el mejor expreso, se encuentra en las afueras de Milán. El Museo recoge, desde la primera máquina de preparar Café, en estilo Liberty fabricado por Pavoni hasta la más potente última invención de máquina de preparar «caffè espresso da bar» para una cafeteria. El Museo contiene más de 200 máquinas de café, caminar por sus salas es recorrer la historia del café italiano, así como la historia empresarial italiana del caffè espresso, desde antes del ‘900 hasta la fecha. Se observa el esfuerzo por obtener la esencia del café con los primeros y potentes equipos, en los cuales se colocaban unos 14 gramos de pólvora, que trabajaban a muy altas temperaturas y con baja presión, que eran puestos en funcionamiento por dos maquinistas y que incluso podían explotar si se usaban mal. Quien era adinerado bebía la primera esencia, los demás reutilizaban el café molido y pasado, lo volvían a pasar, y lo volvían a pasar. Este Museo nos hace conocer el ingenio italiano, la búsqueda para obtener el mayor sabor y efecto estimulante del café, en ese momento, el café peruano no estaba aún en el mercado. Recordemos que los territorios adecuados para el cultivo del café y del chocolate peruano, son también los territorios adecuados para cultivar la hoja de coca. Recordemos que gracias a los Proyectos de Reconversión de Cultivos, de los cuales trataré en una próxima oportunidad, Tocache es un ejemplo, Perú ocupa un lugar de importancia en la exportación del Chocolate peruano y el Café de Especialidad está ganando posiciones.

Italia importa más de la mitad del café verde de solo dos países productores: Brasil, con la calidad Arábica y Vietnam, con la calidad Robusta. De Perú importan, por ahora, un dígito: 2%, Perú produce, como en el caso del chocolate, especialidades, los denominados «Specialty Coffee», utilizada la cantidad adecuada puede producir la mezcla más deliciosa de café.  Los precios internacionales del café se establecen en dos mercados Londres y Nueva York. 

Las exportaciones de café tostado italiano que impulsan el crecimiento de la demanda internacional para preparar el caffè espresso van dirigidas a los países de la Unión Europea, los cuales absorben más del 60% de la producción, en especial, Francia, Alemania y Austria. A nivel mundial los principales consumidores son: Reino Unido, Suiza, Estados Unidos, Australia, Rusia y Canadá.

Sí en el 2005, Italia importaba 436,5 kilos de café verde, exportaba 97,8 kilos de café tostado y tenía un consumo nacional de 5,6 kilos per capita por año. En el 2015, importaba 560,6 kilos de café verde, exportaba 221,2 kilos de café tostado y el consumo nacional se mantenía en 5,7 kilos per capita por año. En el 2021, Italia importó 660,6 kilos de café verde, exportó 346,7 kilos de café tostado y su consumo nacional bajó a 5,3 kilos per capita por año. El pasaje de «café verde» a «café tostado» tiene una merma del 20% en el peso, además, en el consumo nacional, se debe considerar la utilización del café en la preparación de otros productos a base de café en pastelería y heladería, cremas, yogures y postres varios, café, extractos, esencias y concentrados. Siendo su consumo, en todo caso, predominante la preparación de la bebida caliente sea en la forma espresso u otra.

¿Cómo logran fidelizar a los productores de Café? fue la pregunta que le formulamos a Riccardo Illy, dueño, con sus hermanos, de Illy Caffè, esta empresa tiene sede en Trieste. Un país consciente de sus carencias, que tiene un paladar exigente que no pretende recibir los que le gusta sino que lo busca mientras lo produce, depende de todos, sin embargo, posee un «know-how» que ha generado en el mundo una alta consideración, a pesar de haber perdido la guerra, cosa no fácil de olvidar, es un vencedor internacional que ha impuesto su «Made in Italy» como un «Italian Lifestyle» que todos sigue. Entonces, a nuestra pregunta, Riccardo Illy, explicó, que con sus abastecedores establecen una relación de confianza y participación en la plantación, durante y también en los trabajos de recolección de granos, proporcionándoles formación. No es un caso que precisamente Illy Caffè ha creado la Universidad del Café.

La Università del Caffè nació en 1999, aprovechando el acervo de conocimientos adquiridos a lo largo de la larga trayectoria de la empresa y la voluntad de compartirlos con el objetivo de promover y difundir la cultura del café de calidad. Además, realizan proyectos en favor de las mujeres que trabajan alrededor de este producto. (sigue….)